Instalación estándar

Instalación estándar

La instalación estándar incluye:

  1. Ir a casa del cliente y explicarle el trabajo que se hará para instalar su puerta nueva.
  2. Procedemos a retirar la puerta actual con su marco.
  3. Ampliamos o reducimos el vano del cliente hasta 10cm máximo ya sea de ancho y/o de alto. En caso de exceder estas medidas se considerará una instalación personalizada, la cual implica un cargo extra que será cotizado por separado.
  4. La puerta se instala con taquetes expansores anclados hacia la pared, cada uno con resistencia de 300 kilogramos, sumando un total de 1.8 toneladas de resistencia en el anclaje.
  5. Los acabados posteriores a la instalación no incluyen la pintura del domicilio alrededor de la zona de trabajo, o algún otro tipo de acabado. Se dejará un terminado en yeso por dentro y estuco por fuera.
  6. El tiempo de instalación de la puerta será de 4 a 6 horas aproximadamente (el trabajo siempre se realiza de forma continua; el cliente no duerme sin puerta).
  7. A partir de que el cliente compra la puerta, esta se programa para la instalación. El tiempo de entrega puede variar, ya sea por el modelo adquirido, la temporada, las condiciones meteorológicas o algún otro factor externo. Se mantendrá al vendedor informado del tiempo aproximado de instalación para que éste este al pendiente de su venta.

Enviar comentario